Input your search keywords and press Enter.

Fraude en la reconstrucción de escuelas

Compartir:

En Oaxaca se iniciará procedimiento contra una decena de constructoras locales que defraudaron en las acciones de reconstrucción de escuelas la zona del Istmo de Tehuantepec.

Entre las empresas denunciadas se encuentra Grupo Salcedo, empresa originaria del estado de México que recibió del gobierno federal cerca de 79 millones de pesos y acaparó 70 por ciento de las obras de rehabilitación de escuelas dañadas por los sismos de septiembre de 2017.

De acuerdo a la denuncia en la Fiscalía anticorrupción y la Secretaría de la Contraloría del Estado, los responsables huyeron, cerraron sus oficinas y se fueron sin pagarles a los subcontratistas, que han dejado de trabajar en las acciones de reconstrucción de las escuelas.

En la queja los constructores afectados piden que se investigue y se castigue a los implicados.

Exigen que se indague por órdenes de quien se contrató a esta empresa fuereña, para lograr su paradero, demandando además de castigo que devuelvan el dinero que les pago el gobierno y cumpla con pagarles a los afectados.

Carlos Vásquez Rasgado, representante de los constructores defraudados, sostiene que lo que ocurrió en Oaxaca, en las acciones de reconstrucción de las escuelas, fue un fraude de grandes dimensiones y proporciones.

En las pruebas que tienen los afectados se evidencia que las obras fueron adjudicadas mediante asignación directa a decena de empresa foráneas y con el aval del Instituto Oaxaqueño Constructor de Infraestructura Física y Educativa (IOCIFED), donde el gobernador Alejandro Murat, ceso a Mario Bustillo y designó recientemente a Adolfo Maldonado.

En tanto en la Ciudad de Oaxaca, un grupo de padres de familia de una escuela primaria cerro calles, y un puente para exigir la construcción de dos aulas, que el gobierno estatal a través del IOCIFED se comprometió a entregar, pero no ha ni empezado, por que argumentan que no tienen los fondos.

Los tutores advierten estar cansados de las mentiras y exigen que una instancia federal intervenga para poner orden y se cumplan los compromisos.

Compartir:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *